LA UE NEGOCIA NUEVAS SANCIONES A RUSIA

Esta semana se ha celebrado un Eurogrupo, la Comisión propuso en Estrasburgo un nuevo paquete de sanciones a Rusia que ahora los 27 están negociando, se han aprobado nuevas ayudas económicas para los países que están acogiendo a los ciudadanos desplazados de Ucrania y se han publicado los resultados de un eurobarómetro flash con interesantes conclusiones sobre la guerra.

SANCIONES A RUSIA

La Comisión Europea propuso el miércoles en el pleno en Estrasburgo el sexto paquete de sanciones contra Rusia. Ayer los embajadores estuvieron negociando sin llegar a un acuerdo porque la propuesta incluye una prohibición total de la importación de todo el petróleo ruso, marítimo y por oleoducto, crudo y refinado. El objetivo es asegurar rutas de suministro alternativas y minimizar el impacto en los mercados mundiales en un plazo de seis meses y el de productos refinados a finales de año. Pero hay una larga lista de países que no están de acuerdo, por lo que se prevé un fin de semana de intensas negociaciones.

El resto de sanciones consisten en, en primer lugar, incluir en la lista negra a los oficiales militares de alto rango y a otras personas que cometieron crímenes de guerra en Bucha y que son responsables del inhumano asedio a la ciudad de Mariupol. En segundo lugar, el bloqueo de tres nuevos bancos, entre ellos, el Sberbank que es el mayor banco de Rusia con diferencia. Esto consolidará el completo aislamiento del sector financiero ruso del sistema global. En tercer lugar, se han prohibido tres grandes emisoras estatales rusas de las ondas europeas. Y además, ni el Kremlin, ni las empresas rusas podrán recibir servicios de contables, consultores y spin doctors de Europa, como sí hacían hasta ahora. Aquí puedes leer qué se acordó en el paquete de sanciones anterior. 

AYUDAS A UCRANIA

Casi 8 millones de personas, dos tercios de las cuales son niños, han sido desplazadas internamente desde el comienzo de la invasión de Rusia. Más de 5,3 millones han abandonado Ucrania para buscar refugio en la UE y los países vecinos. Por este motivo, y en el marco de la Conferencia Internacional de Donantes convocada por Polonia y Suecia, la Comisión anunció ayer un nuevo paquete de ayuda de 200 millones de euros para apoyar a las personas desplazadas.

La Unión Europea viene apoyando al pueblo ucraniano desde el principio de la guerra, en total, ya ha canalizado alrededor de 4.000 millones de euros en asistencia macrofinanciera, ayuda humanitaria y apoyo a los Estados miembros que acogen a los refugiados.

FUTURO EUROPEO JUNTO A UCRANIA

La presidenta Von der Leyen se dirigió el miércoles al Parlamento Europeo en Estrasburgo para explicar que una vez acabe la guerra, habrá que actuar y ayudar más si cabe a los ucranianos a reconstruirse tras esta invasión. “Queremos que Ucrania gane esta guerra. Pero también queremos establecer las condiciones para que Ucrania tenga éxito tras la guerra. El primer paso es la ayuda inmediata que se trata de un apoyo económico a corto plazo, un paquete de ayuda macrofinanciera y apoyo directo al presupuesto ucraniano. Se espera que el PIB de Ucrania caiga entre un 30% y un 50% sólo este año. Y el FMI calcula que, a partir de mayo, Ucrania necesitará 5.000 millones de euros cada mes, lisa y llanamente, para mantener el país en funcionamiento, pagar las pensiones, los salarios y los servicios básicos. Nosotros, como Equipo Europa, junto a las ayudas anunciadas por Estados Unidos, haremos nuestra parte” afirmaba la presidenta de la Comisión.

Europa tiene una responsabilidad muy especial con Ucrania, decía Von der Leyen, y con el apoyo europeo los ucranianos podrán reconstruir su país para las próximas generaciones. Se luchará contra la corrupción, se adaptará el entorno jurídico a las normas europeas y se mejorará radicalmente la capacidad productiva de Ucrania. Esto aportará la estabilidad y la certidumbre necesarias para hacer de Ucrania un destino atractivo para la inversión extranjera directa. Y, en última instancia, allanará el camino para el futuro de Ucrania dentro de la Unión Europea.

EUROBARÓMETRO

Una encuesta del Eurobarómetro Flash realizada en todos los Estados miembros de la Unión y publicada ayer pone de manifiesto que existe un amplio consenso entre los ciudadanos de la Unión a favor de la respuesta de esta a la invasión de Ucrania por parte de Rusia. La mayoría de los europeos piensa que, desde el inicio de la guerra, la Unión se ha mostrado solidaria (79 %) y unida (63 %) y rápida (58 %) en su reacción.

El 66 % está de acuerdo en que «Ucrania debería adherirse a la Unión cuando esté preparada», el 71 % cree que Ucrania forma parte de la familia europea y el 89 % siente compasión hacia los ucranianos. Y entre otros datos, el 75 % considera que la guerra en Ucrania demuestra que es necesaria una mayor cooperación militar dentro de la Unión. Por último, el 86 % de los encuestados europeos afirma que el aumento de los precios de la energía tiene un impacto significativo en su poder adquisitivo.

EUROGRUPO

El Comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Paolo Gentiloni, tras el Eurogrupo del martes, afirmó que el principal objetivo ahora y para el cual piensan presentar el plan de trabajo antes de junio, es la Unión Bancaria* completa. Es uno de los últimos elementos para rematar nuestra Unión Económica y Monetaria. Es clave para mejorar la resistencia y la estabilidad del sector financiero europeo y para garantizar el crecimiento sostenible, la inversión y el empleo. Una vez que se alcance un acuerdo, la Comisión estará dispuesta a cumplir su parte adoptando las propuestas legislativas necesarias.

*Hace diez años, la Cumbre del Euro de junio de 2012 proporcionó el impulso político para dar el primer paso hacia la creación de la Unión Bancaria. Se creó como respuesta a la crisis financiera de 2008 y a la subsiguiente deuda pública en la zona del euro. El objetivo es garantizar la estabilidad, seguridad y fiabilidad del sector bancario de la zona del euro y de la UE en su conjunto.

DATOS SANITARIOS

La Comisión Europea puso en marcha el martes el espacio europeo de datos sanitarios (EEDS), uno de los pilares centrales de una Unión Europea de la Salud. El EEDS ayudará a la UE a dar un salto cualitativo en cuanto a cómo se prestan a las personas los servicios de atención sanitaria en toda Europa.

Permitirá a las personas controlar sus datos sanitarios, tanto si se encuentran en su país de origen como en otro Estado miembro. De este modo, se fomenta un auténtico mercado único de servicios y productos sanitarios digitales. Además, se proporciona un marco eficiente, fiable y coherente para usar los datos sanitarios en investigación, innovación, elaboración de políticas y reglamentación, a la vez que se garantiza el pleno cumplimiento de las estrictas normas de protección de datos de la UE.